Antiguas esclavas de ISIS forman esta brigada femenina Yazidi

Una brigada armada formada en su integridad por antiguas esclavas sexuales yazidi se ha unido a la Peshmerga Kurda con la intención de recuperar Mosul y “traer a nuestras mujeres a casa”.

En una región con una orgullosa historia de fuerzas armadas exclusivamente femeninas, la brigada yazidi ha visto como sus números se incrementaban en las últimas semanas conforme más y más mujeres se liberaban del régimen opresivo del grupo jihadista Isis.

En una entrevista con Fox News, la líder de la brigada, la capitana Khatoon Khider afirma que hay más de quinientas reclutas esperando entrenamiento para unirse a las 123 que ya han tomado posición con la Peshmerga en primera línea de batalla.

Esta brigada ya es conocida como “La fuerza de las Damas del Sol”, y ya ha tomado parte en batalla tras ayudar a recuperar Sinjar de Isis y continuar defendiendo su hogar en la montaña.

Son sólo unas cuantas de las dos mil mujeres Yazidi capturadas y forzadas a ser esclavas sexuales cuando Isis atacó el Monte Sinjar en 2014. Sin embargo, la ONU estima que ISIS aún tiene retenidas a más de 3500 personas en Iraq, la mayoría mujeres y niñas yazidi.

Mientras que el ejército iraquí todavía no está listo para luchar contra Isis en Mosul, los kurdos han tomado posiciones a pocas millas de la fortaleza jihadista, preparando un asalto frontal.

La capitana Khider afirma que la brigada actuó como soporte el pasado 13 de noviembre, cuando sus pueblos fueron recuperados de Isis, tomando parte en combate directo y ayudando a limpiar las calles.

Afirma igualmente que saben que el verdadero test será la recuperación de Mosul, y que será importante no sólo por razones estratégicas.

La Fuerza de las Damas del Sol luchó al ayudar a expulsar a Isis de Sinjar. Saben que su lucha más dura está por llegar.
La Fuerza de las Damas del Sol luchó al ayudar a expulsar a Isis de Sinjar. Saben que su lucha más dura está por llegar.

“Tenemos a muchas de nuestras mujeres en Mosul, retenidas como esclavas,” afirma. “Sus familias las están esperando. Las estamos esperando. La liberación de Mosul podrá devolverlas a casa.”

Liberadas de la esclavitud y de las violaciones diarias, entrenadas por kurdos y ahora luchando por defender sus patrias, la Fuerza de las damas del sol se ha convertido en una “fuerza de élite y un modelo para otras mujeres de la región”, afirma la capitana Khider.

“Ahora estamos defendiéndonos del mal. Estamos defendiendo a todas las minorías de la región”, dice. “Haremos lo que se nos pida.”

No hay comentarios

Deja un comentario